El meteorito de Hoba

Hace 80.000 años cayó en la actual región de Hoba, Namibia, un meteorito que no dejó ningún cráter.

“Nadie había pensado qué hacer después de desenterrarlo, ¿verdad?”

Un granjero lo descubrió en 1920 mientras labraba sus tierras, cuando su arado chocó contra algo que emitió un sonido metálico. Tras desenterrarlo y llamar a las autoridades, el gobierno decidió que no podían mover el meteorito de sitio por su enorme masa y que lo dejarían allí.

Con 60 toneladas y una composición del 82% de hierro y el 18% de níquel, es el pedazo de hierro más grande del mundo formado de manera natural… Y aún así chocó contra la Tierra sin no dejar ninguna marca.

Pero hombre… ¿Cómo no va a dejar un cráter? ¿Estás loco?

Por un lado, el suelo de la zona está compuesto por sedimentos de carbonato cálcico que forman piedra caliza y arenisca, dos materiales bastante blandos.

Además, los investigadores creen que la forma aplanada del objeto permitió que el roce con la atmósfera ralentizara su caída hasta la velocidad terminal, de manera que el meteorito se posó sobre el suelo tan suavemente (aunque siguen siendo 320 m/s, hablamos de suavidad en términos de impactos meteoríticos) que no dejó provocó una catástrofe al aterrizar. Obviamente, el suelo no quedó intacto, pero no produjo un desastre como el que cabría esperar con un pedazo de hierro de 60 toneladas cayendo a casi 1200 km/h.

Hablábamos del concepto de velocidad terminal en esta entrada sobre disparos verticales.

Y, a continuación, la imagen que todo el mundo estaba esperando.

El meteorito en casi todo su esplendor. Crédito: Mike.

No he encontrado exactamente qué son esos parches plateados, pero diría que son zonas que contienen más níquel que el resto del meteorito y que se fundieron durante la caída hacia la superficie. El oxígeno de la atmósfera debió oxidar el resto del meteorito, de alto contenido en hierro, y las partes con más níquel, difícilmente oxidable, han permanecido casi intactas (si alguien sabe algo más o puede verificar mi suposición, le agradecería que me corrigiera en los comentarios).

Crédito: wikimedia.

Crédito: coda.

Digo casi intactas porque tontos los hay por todos lados, y hubo turistas que se dedicaron a dejar marcas en el meteorito o a llevarse pedazos a casa hasta que el lugar se declaró oficialmente zona de interés turístico y el gobierno lo protegió.

Un pensamiento en “El meteorito de Hoba”

Deja un comentario