¿Qué es la teoría de cuerdas?

Me habéis sugerido varias veces que hable sobre la famosa teoría de cuerdas y por qué hay tantos artículos y documentales dedicados e ella que, al final, no acaban dejando muy claro de qué va el asunto… Y, por fin,  ese día ha llegado.

Primera regla de la teoría de cuerdas: debes incluir imágenes psicodélicas que no tienen nada que ver con el tema cada vez que hablas de ella.

Pero primero habrá que poner algo de contexto al asunto, porque el tema de hoy tiene tela.

La materia que nos rodea tiene el aspecto que todos conocemos y amamos porque el universo está regido por cuatro fuerzas fundamentales: la gravedad, el electromagnetismo, la fuerza nuclear fuerte y la fuerza nuclear débil (que, casualmente, es de lo que hablo en mi segundo libro, “Las 4 fuerzas que rigen el universo“, guiño, guiño).

Pero cada una de estas fuerzas tiene una función distinta.

En el núcleo de los átomos, las protagonistas son la fuerza nuclear fuerte (que mantiene los protones y neutrones unidos unidos) y la fuerza nuclear débil (que permite que los protones se conviertan en neutrones, emitiendo un electrón durante el proceso). Pero los núcleos atómicos no se ve afectados en absoluto por la siguiente fuerza, la electromagnética, que aparece entre las partículas que tienen carga eléctrica como los electrones así que, básicamente, esta es la fuerza que se encarga de determinar qué elementos se pueden unir para dar lugar a todas las sustancias que nos rodean o de producir campos magnéticos.

Por último, tenemos la gravedad, la “fuerza” atractiva cuyos efectos sólo empiezan a ser apreciables cuando grandes cantidades de materia se acumulan en el mismo lugar. La gravedad moldea el universo a gran escala, agrupando la materia en objetos con la forma más esférica posible y organizando las estrellas y los planetas para formar sistemas solares y galaxias.

De todas las fuerzas, la gravedad es la más débil, algo que podéis comprobar levantando en el aire un clavo con un imán de la nevera: incluso aunque toda la masa de la Tierra esté tirando del clavo hacia abajo, nunca conseguirá arrebatárselo al débil campo magnético del imán cutre.

Pero nadie descubrió cómo funcionan estas fuerzas de un día para otro en un momento de inspiración, por supuesto. Las teorías que describen cómo funcionan estas fuerzas son el resultado de observar ciertos fenómenos en la naturaleza, proponer mecanismos que los expliquen y comprobar si esos mecanismos tienen alguna capacidad predictiva. Milenios después de que los griegos propusieran las primeras teorías científicas, este proceso nos ha dado los modelos que mejor explican la realidad hasta el momento: la teoría de la relatividad general (que explica cómo la gravedad moldea el universo a gran escala) y el modelo estándar (que describe el resto de las fuerzas, confinadas a la escala subatómica).

¿Y por qué estas teorías son mejores que una que me pueda inventar yo? ¿Yo también puedo escribir unas cuantas fórmulas y que se ajusten más o menos a lo que pasa en la vida real?

Bueno, es que lo que realmente da validez a una teoría que intenta explicar un fenómeno concreto no son unas cuantas fórmulas matemáticas que nos ayuden a hacer predicciones más o menos exactas sobre el comportamiento de lo que estamos estudiando. Detrás de toda teoría hay un planteamiento más profundo sobre la naturaleza del fenómeno en sí que, de ser correcto, puede cambiar nuestra visión de la realidad.

Pongamos el caso de la gravedad, por ejemplo.

Isaac Newton postuló que la gravedad es una fuerza invisible que aparece entre dos (o más) cuerpos y que la magnitud de esta fuerza depende del cuadrado de la distancia que están separados y de la masa de cada uno de ellos. Basado en esta idea de que la gravedad es una fuerza invisible, Newton ideó un modelo matemático que predecía el movimiento de los planetas con una precisión sin precedentes.

Pero, con el tiempo, a medida que los instrumentos astronómicos mejoraron, aparecieron algunos fenómenos que las fórmulas de Newton no sólo no podían predecir, sino que tampoco podían explicar, como por ejemplo el comportamiento de la órbita de Mercurio. Por este motivo, llegó un momento en que los científicos tuvieron que aceptar que, por muy útil que hubiera sido hasta el momento, el modelo de Newton no se ajustaba del todo a la realidad.

Pero, ¿y si lo que fallaba precisamente era esa noción de que la gravedad es una fuerza? ¿Y si la gravedad no era una fuerza, sino otra cosa?

A principios del siglo XX apareció Einstein con su teoría de la relatividad. En esta teoría, no planteó la gravedad como una fuerza invisible, sino como una distorsión del propio espacio provocada por la masa de los objetos que contiene. Cuanto más masivo es un objeto, mayor la distorsión que provoca y más intenso es su campo gravitatorio. Habréis visto el ejemplo mil veces:

Crédito: Clear Science.

Y no sólo eso, la teoría de Einstein también sugería que el espacio y el tiempo no son dos facetas distintas de la realidad, sino que forman una misma entidad: el tejido espacio-tiempo. Por tanto, los cuerpos masivos no sólo distorsionan el espacio a su paso, sino también el transcurso del tiempo en el volumen que abarca su campo gravitatorio. Sé que suena raro, pero hablaba con más detalle de todo esto en esta entrada sobre la física de la película Interstellar.

La cuestión es que, con el tiempo, las observaciones (que explico en la entrada que acabo de mencionar) demostraron que el modelo de Einstein describían con exactitud todo lo que no conseguía predecir el de Newton. Por tanto, la gravedad ya no era una fuerza invisible y esa extraña idea de que espacio y tiempo forman parte de un mismo fenómeno y que el ritmo al que transcurre el tiempo no tiene por qué ser constante tenía que ser correcta (y, a día de hoy, sigue siendo el modelo que mejor explica la gravedad).

Una historia muy emotiva. Pero, ¿qué tiene que ver todo esto con la teoría de cuerdas?

Paciencia, voz cursiva.

Cada una de las cuatro fuerzas fundamentales está regida por sus propias leyes descritas por su correspondiente modelo pero, desde mediados del siglo XX, muchos científicos han intentado crear una teoría del todo, un modelo que explique todas las interacciones fundamentales mediante un mismo mecanismo. De hecho, hasta ahora se han unificar el electromagnetismo, la fuerza nuclear fuerte y la débil bajo una misma teoría, el modelo estándar de física de partículas… Lo que equivale a decir que se ha encontrado la causa fundamental que se manifiesta en estas tres fuerzas distintas y, en este caso, son unas partículas fundamentales llamadas bosones que transmiten estas fuerzas entre una partícula y otra.

Pero volvamos de nuevo al contexto histórico.

Nuestra concepción de los bloques básicos que nos componen a nosotros mismos y al resto de la materia que nos rodea también ha cambiado mucho a lo largo de la historia.

En la antigua Grecia ya apareció la idea de que la materia está hecha de diminutos pedazos indivisibles, pero esta teoría no pudo avanzar hasta que se empezaron a aislar e identificar los elementos químicos puros que dan lugar a las sustancias más complejas que nos rodean.

En el siglo XIX, John Dalton sugirió que las cosas están compuestas por pequeños trozos de elementos más simples que se combinan siempre de la misma manera para formar sustancias concretas. Dos átomos de hidrógeno se combinarían siempre con uno de oxígeno para formar agua, por ejemplo.

Más tarde, en 1897, J.J. Thompson descubrió que podía alterar la trayectoria de los rayos catódicos utilizando campos magnéticos, por lo que dedujo que en realidad estos rayos tenían algún tipo de carga eléctrica negativa. Llegó a la conclusión de que estas cosas con carga negativa, a los que llamó electrones, estaban saliendo de la propia materia, así que imaginó que las unidades más pequeñas que la componen tenían una morfología similar a una galleta con virutas de chocolate: una masa con carga positiva incrustada con cargas negativas. El conjunto se mantenía en equilibrio porque los dos tipos de carga se compensarían, confiriéndole neutralidad eléctrica.

En 1911, Rutherford se dio cuenta de que esta distribución de la masa de un átomo no podía ser correcta y que la carga positiva debía estar concentrada en el centro mientras la carga negativa daba vueltas alrededor de manera similar a la que los planetas lo hacen alrededor del sol. En 1920 descubrió que los responsables de la carga positiva eran los los protones y en 1932, su ayudante,  James Chadwick, detectó por primera vez los neutrones, que ayudaban a mantener el núcleo atómico en equilibrio.

El modelo del átomo, entonces, evolucionó de un trozo de pasta con tropezones a la idea que aún hoy en día consideramos correcta.

(Fuente)

Pese a que no se puede observar un átomo con tanto nivel de detalle como para poder distinguir sus componentes básicos, esta teoría nos ayuda a predecir con gran precisión tanto los productos que tendrán ciertas reacciones químicas como el comportamiento químico en general de cualquier sustancia, por lo que el consenso es que se ha encontrado un modelo que es una buena aproximación a la realidad.

Esto es lo más detallado que podemos ver en cuanto a átomos. En este caso, los átomos en una superficie de oro. (Fuente)

Pero, con el avance de la ciencia, se descubrió que el modelo aún estaba incompleto. Ojo, eso no significa que esté mal, sólo que faltaban cosas que añadir.

En 1961 se consiguió agrupar la fuerza nuclear débil y el electromagnetismo bajo un mismo modelo, bautizado como teoría electrodébil. Esta teoría afirmaba que las dos fuerzas aparecían debido a la interacción de partículas aún más pequeñas que los protones y neutrones que componen los átomos. Estas nuevas partículas fueron bautizadas como partículas elementales, porque se consideran los bloques básicos que construyen la realidad.

Este resultado sugería que, a lo mejor, el resto de fuerzas podrían ser también ser explicadas por la existencia de otras partículas elementales y que, si lográbamos detectar qué partículas causaban cada una de ellas, podríamos encontrar el origen de cualquier fenómeno tanto a pequeña como a gran escala usando sólo un modelo.

Y, de momento, esta es la teoría que mejor explica la realidad.

En nuestra visión actual del mundo, las tres fuerzas que determinan el comportamiento de las cosas a pequeña escala se pueden explicar mediante el llamado modelo estándar de física de partículas, que atribuye la aparición de estas fuerzas a la interacción entre diferentes tipos de partículas elementales (quarks, bosones y leptones).

(Fuente)

Distintas cantidades de partículas elementales se unen para formar las partículas más grandes que antes se consideraban las unidades básicas de la materia. De la misma manera, su unión también provoca la aparición de partículas que cargan con las fuerzas, como los fotones que transportan el electromagnetismo.

(Fuente)

Pero hay un problema: para que esta teoría lo explicara todo, debería existir también una partícula elemental que “transportara” la gravedad de un lado a otro. Esta hipotética partícula, el gravitón, no ha sido detectada hasta el momento. O sea, que la mejor herramienta que tenemos para describir las interacciones gravitatorias entre cualquier grupo de objetos sigue siendo la Relatividad General.

Y ahora ya podemos hablar sobre la teoría de cuerdas.

Como parece que el enfoque de las partículas elementales no sirve para unificar todas las fuerzas, han aparecido muchas teorías que intentan explicar qué fenómeno común las causa. Y una de ellas es la teoría de cuerdas.

Esta teoría plantea que las partículas elementales tampoco serían los bloques básicos en los que se fundamenta el universo, sino que éstas contendrían elementos aún más pequeños, una especie de filamentos de energía en constante vibración llamados, lo habéis adivinado, “cuerdas”.

Nadie sabe cómo serían, pero suelen pintarlas así en los documentales. Aunque dudo que tuvieran color o incluso que brillaran porque… Bueno, es que son más pequeñas que los propios fotones.

La vibración de estas cuerdas estaría limitada a unas frecuencias muy concretas, de manera que distintos modos de vibración otorgarían propiedades diferentes a las partículas elementales de las que forman parte, como por ejemplo una mayor o menor masa o carga eléctrica. Por ejemplo, un determinado modo de vibración produciría electrones y algún un tipo de quark en concreto.

Como estas cuerdas tienen que formar las partículas elementales, que ya de por sí son diminutas, su tamaño tiene que ser incluso menor. Según sus defensores, el tamaño de las cuerdas rozaría la longitud de Planck o 0.00000000000000000000000000000000001 metros (para los que estáis un poco más familiarizados con la notación matemática, 10^-35 metros). Dicho de otra manera, si hincháramos un átomo hasta que tuviera el tamaño del sistema solar, entonces las cuerdas que contienen las partículas elementales que lo forman tendrían el tamaño de un árbol.

Por mucho que me pese, una imagen en Photoshop con resolución suficiente como para distinguir esta diferencia de escalas probablemente tardaría años en subirse al blog, así que tendréis que tirar de imaginación.

Vale, pero, ¿De qué nos sirve que todo estuviera hecho de cuerdas? ¿Qué explicaría todo esto?

Todo lo que contiene el universo estaría compuesto por la misma entidad, las mismas cuerdas vibrando con frecuencias distintas, desde la materia hasta la radiación o incluso los supuestos gravitones que serían responsables de la gravedad. Por tanto, si consiguiéramos modelar cómo se comportan estos componentes tan simples, podríamos describir con una precisión brutal cualquier, desde las más pequeñas partículas hasta cúmulos de galaxias y agujeros negros, de manera independiente a su escala.

Pero hay un pequeño problema: el planteamiento matemático tras esta teoría no funciona matemáticamente a menos que el universo tenga 10 dimensiones espaciales en vez de las 3 que conocemos.

Hmmm… No veo señal de esas 7 dimensiones por aquí, ¿eh?

El resto de la comunidad científica tampoco la ha encontrado nunca. Pero, según los defensores de esta teoría, esto se debe a que estas dimensiones extra estarían confinadas en una escala de tamaño tan diminuta, similar al de las propias cuerdas, que nos resultan imperceptibles en nuestro día a día.

No sé yo, ¿eh? Me suena un poco a inventada esto…

Es un concepto difícil de visualizar pero, en esta conferencia, Brian Greene, uno de los principales defensores de la teoría de cuerdas, propone la siguiente analogía para entenderlo: visto desde lejos, un cable no parece más que una línea unidimensional, pero a medida que te acercas ves que no sólo tiene una longitud, sino también un grosor. Si tuviéramos el tamaño de hormigas, podríamos movernos a lo largo del cable pero también a su alrededor, pese a que en la distancia siga pareciendo tan sólo una línea de una sola dimensión.

Sí, algo ha ayudado.

Además, parece que el concepto de la existencia de dimensiones espaciales extra podría no resultar tan descabellado e incluso explicaría cómo diablos se producen los campos magnéticos, un fenómeno tan común como misterioso.

Ya a principios del siglo XX, Theodor Kaluza tomó las ecuaciones de Einstein e incluyó una dimensión de espacio extra para ver cómo afectaba al modelo matemático. Su teoría era que el magnetismo se transmite a través de perturbaciones en una cuarta dimensión espacial adicional. Al fin y al cabo, si Einstein había descubierto que la gravedad proviene de las perturbaciones en el espacio-tiempo, ¿Por qué no iba a poder explicarse de esta misma manera el magnetismo?

Tras desarrollar el modelo con una dimensión extra, aparecieron las mismas ecuaciones necesarias para definir el electromagnetismo que las obtenidas anteriormente a base de observaciones. Esto sugería que, en realidad, un campo magnético podría ser causado por las perturbaciones provocadas por el imán en una cuarta dimensión espacial que no percibimos.

Por otro lado, los defensores de la teoría de cuerdas dicen que estas diminutas dimensiones extra están dobladas sobre sí mismas y que las cuerdas están “pegadas” a ellas, de manera que la geometría de estas dimensiones determinaría los modos de vibración de cada cuerda y, por tanto, el tipo de partícula que esta formaría.

Esta limitación impuesta por las dimensiones extra podría explicar por qué existen unas constantes universales con unos valores fijos y, además, cómo pueden haber dado lugar a un universo estable como el nuestro (todo esto siempre según ellos).

El planteamiento es interesante pero, ¿Se ha demostrado que sea verdad esto de la teoría de cuerdas?

Aquí viene la faceta polémica: esta teoría es indemostrable o, al menos, lo es de momento.

Pese a que la teoría se empezó a desarrollar en los 80 y a que contiene un extenso marco matemático, los físicos que trabajan en ella no han logrado hacer una sola predicción práctica que la respalde.

Debido al pequeño tamaño de las cuerdas y a su falta de propiedades que las hagan medibles (como carga eléctrica o masa), su detección resulta imposible porque no existe ningún fenómeno físico perceptible que, en principio, fuera diferente a lo que observamos si de verdad las partículas subatómicas estuvieran constituidas por cuerdas increíblemente pequeñas.

Los partidarios de la teoría de cuerdas dicen que con el avance de la tecnología se podrá demostrar la existencia de las cuerdas, pero sus detractores argumentan, por ejemplo, que se necesitaría un colisionador de partículas cien billones de veces más potente que el LHC, el mayor construido hasta la fecha, para poder romper la materia a un nivel tan fundamental.

Pero aún disponiendo de este colisionador, estas cuerdas tan diminutas, 20 órdenes de magnitud más pequeñas que los propios átomos, no son algo que puedas señalar con el dedo y decir “ah, mira, una cuerda, teoría comprobada“. Si pudiéramos construir esta máquina, la evidencia de la existencia de cuerdas seguiría siendo muy indirecta.

Los defensores de la teoría de cuerdas se defienden también diciendo que la detección de otras dimensiones espaciales respaldaría la teoría de cuerdas, pero sus opositores puntualizan que eso no bastaría para demostrar que esta teoría es más correcta que otras que puedan haber llegado a la misma conclusión.

En general, los posibles experimentos que han sugerido los partidarios de la teoría de cuerdas hasta el momento para demostrar la validez de sus ideas parecen no ser considerados como válidos por el resto de la comunidad científica porque, básicamente, consisten en buscar pequeñísimos fallos en las predicciones hechas por la relatividad y atribuirlos a la teoría de cuerdas, cuando de la misma manera podrían ser evidencias a favor de otras teorías.

En definitiva, es precisamente esta desconexión entre la teoría y la realidad la que no gusta nada a la mayoría de la comunidad científica. Esta teoría es acusada de no ser científica por no estar respaldada por observaciones, de no llevar a ningún lado porque está estancada y, en general, otros investigadores se quejan de que este tipo de ejercicio filosófico que no parece llevar a ningún lado reciba presupuesto que podría ser utilizado para cosas más productivas.

Pero si la teoría de cuerdas tiene tantos detractores y es tan incapaz de arrojar resultados prácticos, ¿Por qué los medios hablan tanto de ella?

Porque es bonita y se puede simplificar lo suficiente como para hacer documentales que tengan una buena acogida entre el público profano. Además, esta teoría tiene todos los elementos “emocionantes” necesarios para mantener a un espectador enganchado: sugiere una imagen bonita del universo, tiene un nombre pegadizo y sus protagonistas son un grupo de físicos que van “contra lo establecido”.

La teoría implicaría que todo el universo es un mar de diminutas cuerdas vibrando, interaccionando entre sí y cambiando de modos de vibración. En cualquier documental que hablen del tema escucharéis que el universo sería como gran una sinfonía. Es una estética muy agradable de imaginar, pero no por ello merece más credibilidad que otras teorías que dan mejores resultados y obtienen menos atención mediática.

En definitiva, como reflejó el físico Randall Munroe, autor de la genial página XKCD en una de sus viñetas trató la teoría de cuerdas:

 

Pero aún no os vayáis porque, como llevo un tiempo comentando…

Ciencia de Sofá tiene un libro nuevo, “Las 4 fuerzas que rigen el universo“, donde hablo sobre cómo las cuatro fuerzas fundamentales dan forma a nuestro universo, su descubrimiento y su efecto sobre nuestras vidas. Por otro lado, el libro “viejo” (“El universo en una taza de café“) va por la tercera edición y ahora vuelvo a ofrecer suscripciones a la revista de National Geographic así que, si os interesa alguna de estas propuestas, podéis acceder a una entrada donde las explico con más detalle haciendo click sobre la siguiente imagen 🙂

88 pensamientos en “¿Qué es la teoría de cuerdas?”

  1. Joder impresionante.. pues es verdad que tras muchos documentales seguía sin saber que era la teoría de cuerdas. Y todo para que al final el método científico no funcione con dicha teoría.. por lo que no puede ser científica.
    Es entonces de momento, una “magufada”?? XD

    Y a ver si los de la j****a National Geographic me contestan al email o me mandan la revista de Enero.. que bien que han cobrado mi dinero y yo no he visto una sola página.

    1. Gracias Dani, no sé hasta qué punto es una “magufada”jajajaja Pero desde luego la están vendiendo como si fuera la solución a todo sin tener evidencias para apoyarlo.

      Me ha respondido el comercial respecto a lo de la revista. Dice que seguramente empezarán a mandártela directamente en febrero (y la suscripción durará hasta el próximo febrero, claro). Si no te llegara el número de febrero, pásame tus datos y se los enviaré para que te lo miren!

      1. Muchas gracias por molestarte.

        Por cierto me gustaría recomendar un canal de Youtube sobre ciencia, pongo un vídeo de ellos que habla sobre una teoría alternativa al Big Bang

    2. Hay un documental del mismo Brian Green que se llama ” un universo elegante”, se puede ver en youtube, y explica muy bien todo el desarrollo de la física astronómica desde newton hasta la actual teorida de cuerdas y el intento de unificación de los distintos principios que rigen las fuerzas conocidas en la naturaleza, muy buen documental.

  2. Hola, me ha parecido muy interesante tu entrada, he de reconocer que, antes de ver tu articulo, y por lo que dan a entender en los documentales, creía que era una teoría acertada.
    Pero hay una cosa que dices al final que me gustaría que desarrollaras, si es posible, en alguna otra entrada y es que hablaras de las “otras teorías que dan mejores resultados y obtienen menos atención mediática”
    Un saludo

    1. Mejores resultados no dan porque ninguna a dado alguno. Ahora bien, los físicos también tienen preferencias y por eso surgen alternativas a la gravedad cuántica como la LQG. En cuanto a teorías que unifiquen, solo hay la de cuerdas/M y todas sus variantes.

  3. La física está llegando allá donde los místicos están hace milenios. Hermes, en su Kaibalión mos dice: son siete los principios en que se basa toda la filosofía. 1o. El principio del mentalismo. Todo es mente, el universo es mental. 2o. El principio de la correspondencia: lo que está arriba es igual a lo que está abajo. 3o. El principio de la vibración: Nada está parado, todo se mueve, todo vibra. 4o. El principio de la polaridad: Todo es duplo, todo tiene polos, todo tiene su opuesto. 5o. El principio del ritmo, Todo tiene flujo y reflujo, todo tiene mareas, todo sube y baja. 6o. El principio de la causa y del efecto: todo efecto tiene su causa y toda la causa su efecto. 7o. El principio del género:el género está en todo, todo tiene su principio masculino y femenino, el género se manifiesta en todos los planos.
    Planos ó dimensiones, ó “cuerdas”.

    1. Me gusta mucho tu comentario. Pocas veces alguien “de letras” o de una “religion” diferente (cientificamente hablando) habia encontrado una conexion entre ciencia y filosofia tan ligada y de una forma tan respetuosa y elegante.

      Chapeau!

      Ojala todos los aficionados a la ciencia y a las demostraciones “si no lo veo no lo creo” pudieran opinar con la misma elegancia de los filosofos y pensadores como Pilar lo ha hecho.

      Si solo algunos cientificos fueran menos cabezas cuadradas la ciencia avanzaria a pasos agigantados.

      Hermes, el Stephen Hawkings de la epoca clasica. Un adelantado a su epoca. Ni una sola palabra de su teoria tiene desperdicio. Los mas avispados sabran atesorar bien esas lineas.

      1. No sólo a Hermes. Los budistas llegan a las mismas conclusiones. Siempre he pensado que los budistas conocen la práctica, pero no la teoría, y la ciencia conoce la teoría, pero no la práctica.

  4. Gracias por la explicación, me ha quedado mucho más claro. Pero dime algo, ¿El descubrimiento del bosón de Higgs desacreditó aún más esta teoría? Me lo pregunto por una tontería, pero ahí va: En Big Bang Theory, Sheldon era investigador de la teoría de cuerdas y luego de que se descubriera el Higgs se deprimió y sintió que había estado desperdiciando su vida.

    1. En efecto, el descubrimiento del bosón de Higgs fue una victoria a favor del modelo estándar de física de partículas, ya que ese mismo modelo había predicho su existencia. Mientras tanto, la teoría de cuerdas seguía sin ofrecer ningún avance.

      1. Al revés, la respalda. Hasta entonces había algunas versiones de la teoría que eran incompatibles con el Higgs, pero simplemente se tiraron a la basura y ya está. La teoría general está a salvo.

    2. EL BOSON DE HIGGS NO LA DESACREDITA PERO TAMPOCO AYUDA, ES DECIR, OTRA TEORIA TUVO UN AVANCE Y LAS CUERDAS SIGUE ESTANCADA, SU PRINCIPAL PROBLEMA.

    1. La física no es invariante ante cambios de escala. El ADN podría explicarse, creo, con alguna variación de fenómeno cooperativo de la ecuación de reacción-difusión que propuso Turing. A esa escala creo que ya ni siquiera vale la cuántica, y las cuerdas están todavía a una escala inferior, y todo esto te lo digo muy por encima, que no es mi especialidad

    1. Wooww JLU tu link es impresionante para poder comparar las diferentes escalas!!! y tu artículo, Jordi Pereyra, es muy interesante. No estaba al tanto de la teoría de las cuerdas así que me ha sorprendido y gustado. La lástima es, que como bien apuntas, parece que se va a quedar sólo en una teoría.

      Saludos!

  5. ..la teoria de las cuerdas..es verdad..yo la vivo..y cada dia mas..no se si es por la edad..pero después de leer esto..no sabia que me pasaba..no sabia nada de ella…pero es asi..felicidades..os habéis acercado mucho..pero aún queda por descubrir..es más aún. .lo se porque lo siento y lo veo..y no sabia que era..pero no son cuerdas…son ondas..mueven la fuerza gravitatoria…creada por nosotros en ese espacio y segun el tiempo que necesitemos..para recibir el resultado!!! Cada dia hacemos lo mismo..unos tienen mas capacidad y otros menos..pero entre todos hacen que se mueva todo..bueno ya se lo que me faltaba para . comprender todo lo que veo y percibo. .gracias! !!

  6. Yo haría un pequeño matiz que habitualmente suele confundir al mezclar lenguaje “comun” con lenguaje científico.

    En ciencia cuando hablamos de teoría, no estamos hablando de algo no demostrado, sino que un teorema o teoría es algo en esencia ya demostrado dentro del método científico. Es por ello que lo que comunmente llamamos teoría debería ser correctamente llamado hipótesis.

    De ahi que se extienda esta confusion a los “debates de barra de bar” y todavía se encuentren personas para las que la”teoria de la evolución ” de Darwin y la “teoría de la relatividad” de Einstein, sean solo eso, teorías, hipótesis, algo no demostrado.

    No confundamos la teoría que tenía nuestro amigo Sherlock Holmes con respecto a un posible culpable de asesinato, con una de las partes claves en un estudio y demostración científica.

    Semantica, si, pero que confunde a la gente

    1. Excelente. Exacto. Y muy acertado.

      hipotesis de cuerdas, a la espera de ser demostrada mediante cientos de experimentos exitosos, para convertirse en una teoria. Pero por el momento solo eso, “hipotesis”.

      Por poner un ejemplo grafico… Es asi como me explicaron las teorias de Taylor en integracion. Me demostraron que se cumplia para cualquier numero que pudiera imaginar, y todavia no he encontrado un numero para el que no me de un resultado exacto. Absolutamente exacto y sin desviacion ninguna. Por ello no se llama hipotesis, sino teoria, porque hasta la fecha ha demostrado un acierto en el 100% de los casos experimentados.

      La “hipotesis”de cuerdas comenzara a “soslayarse” timidamente como “teoria”cuando el primer experimento cientifico de un resultado de exito, y ademas debera tener la exactitud que presume de tener.

      ZAS (espera un segundo) . . . . .

      CA!

      y eso que soy cientifico!

      Me ha encantado, big bang.

  7. Hola buenas, muy bueno el artículo, me ha aclarado como ningún otro la famosa teoría. Pero me ha surgido una duda. Quizá sea una estupidez de duda pero bueno, yo la lanzo y si alguien se ríe eso que se lleva. Mi duda es la siguiente. ¿de dónde surge la energía necesaria para que vibren las cuerdas? No sé, igual es una tontería y no es una vibración energética, si no una forma de explicar su estado, pero de la ignorancia solo se sale preguntando…

    Un saludo!

  8. Hola!

    No soy físico y lo mismo lo que comento no tenga mucho fundamento o una base sólida porque sobre el tema solo me he informado en modo básicamente divulgativo, pero no puedo resistirme a comentar la entrada, que por otro lado me parece muy buena.

    No estoy del todo de acuerdo con que no implique nada el hecho de que esas partículas fundamentales sean “cuerdas”.

    Según la mayoría de teorías de cuerdas hay dos tipos de cuerdas: abiertas y cerradas. La gracia es que el supuesto gravitón sería una cuerda cerrada. ¿Esto que implica? las cuerdas abiertas se supone que tienen sus extremos fijos en una “brana” de al menos una dimensión mayor que la cuerda, sin embargo las cuerdas cerradas no estarían fijas y podrían moverse libremente entre branas que de alguna manera pudiera venir a ser como moverse entre diferentes dimensiones.

    Si los gravitones pueden moverse entre todas esas supuestas dimensiones, pudiera ser que de alguna manera explicara por qué la gravedad es una fuerza tan débil si sus efectos han de repartirse en un mayor número de dimensiones. En cierto modo eso pudiera también estar relacionado con la materia oscura que no podemos, por el momento, detectar (estará escondida en dimensiones que no percibimos?) pero que sin embargo deja sentir, y mucho, sus efectos gravitatorios.

    A pesar de todo si, es verdad que la teoría de cuerdas tiene mucho de filosófico.

    1. Muy interesante. Los astronomos han demostrado con sus observaciones que es necesaria mucha mas materia oscura que visible para que sea viable la forma de las galaxias observadas. Esa materia oscura sobrante procede de los branas que nos rodean, ya que puede atravesar branas. Calculando cuanta materia oscura se nos ha colado, se podria uno hacer una idea de cuantos branas nos rodean, si 2 o mas.

      1. Entre el 92 y 95% (según a quien preguntes) de la masa del universo parece ser no observable (o materia oscura). Pero eso no te ayudara a calcular nada, a no ser que partas de la idea preconcebida, y por tanto quizá errónea, de que todas las branas son iguales…

  9. Hola Jordi, ante todo felicidades por tu blog, el cual sigo desde hace muy poco aunque ya he leído la mayoría de entradas y me parecen muy interesantes y curradas.
    Este artículo me ha llamado especialmente la atención debido a que, como aquí se ha dicho, esta teoría siempre ha sido algo misteriosa y desconocida para los que no somos muy duchos en este campo.

    Me han surgido un par de dudas que me gustaría comentar; en esta entrada aparece una imagen donde se expone la composición del protón (dos “up quarks” y un “down quark”) y la del neutrón (un “up quark” y dos “down quarks”), además se afirma que la unión de un protón y un electrón (partícula fundamental) da lugar a un neutrón.
    ¿Sería correcto deducir entonces que de la unión de un electrón y un “up quark” da lugar a un “down quark”, y por lo tanto estas partículas fundamentales no serían tan fundamentales ya que unas están compuestas por la unión de otras?
    Por otra parte, si sumamos masas tampoco cuadra mucho, ¿intervienen otras partículas o es sencillamente un aporte energético el que propicia el aumento de masa?

    Un saludo y muchas gracias.

  10. El comentario final al respecto de cuánto se acepta o no la teoría dentro del mundo científico, está sesgado y es muy inexacto.

    Si bien es cierto que la teoría es indemostrable a fecha de hoy, y eso pone a la mayor parte de los físicos experimentales en contra de susodicha teoría, no es menos cierto, que dentro de la comunidad de físicos teóricos sucede exactamente lo contrario. La teoría de cuerdas y sus derivados son en este momento la rama de la física teórica que más éxito tiene entre los estudiantes de post doctorado de los países punteros en la investigación del campo de la física.

    Más aún, varios de los grandes físicos de nuestro tiempo, están centrados en su estudio, Leonard Susskind (probablemente la mente viva más brillante y preclara del mundo), Ed Witten o Juan Maldacena. Obviamente también los hay que no están nada convencidos, como Lee Smolin… Pero en cualquier caso, no encontrarás ni a un sólo teórico, estudie o no la teoría, que diga que es cierta o que deja de serla.

    Por otro lado, ahora mismo en el LHC uno de los proyectos que más peso tiene, es la detección de Susy (supersimetría),un tipo de simetría que relacionaría fermiones con bosones y que presume que a cada partícula elemental le acompaña otra idéntica pero de mayor masa. Que se demostrara cierta esta teoría no querria decir que la teoría de cuerdas fuera cierta, pero en la medida en que la teoría de súpercuerdas es una teoría necesariamente supersimétrica, sería un buen respaldarazo.

    Suponer que la tendencia mayoritaria con respecto al paisaje de cuerdas es negativa, es presuponer mucho, o pensar que el mundo de la física se limita a la física experimental (Dios nos libre).

    1. Mira: por muchas “mentes brillantes” que trabajen en cuerdas el asunto sigue siendo el mismo: no tiene confirmación experimental. La ciencia no es ciencia sin confirmación experimental. La física teórica va de la mano con la física experimental: en algún momento hay que aportar evidencia científica(ya sean observaciones astronómicas o experimentos) que demuestren que nuestra teoría es correcta. Así fue que hizo física Einstein, Newton, Heisenberg, Borg, etc. Ellos propusieron experimentos para confirmar o negar sus teorías. Cuerdas no tiene por ahora ni por asomo tal planteamiento así que si eso es lo que tiene éxito(de acuerdo a ti, yo no me lo creo) en las universidades en física teórica entonces se está perdiendo lamentablemente dinero y tiempo en las universidades. Que haya algunos teóricos de cuerdas en las universidades vale. Pero no creo que el grueso del dinero se ocupe en una teoría que no ofrece el menor sentido práctico ahora mismo porque no ofrece predicciones propias comprobables experimentalmente ahora mismo.

      1. Dejemos al margen el tema del éxito o no de la teoría de cuerdas entre estudiantes, porque tampoco conozco el dato exacto, sólo dispongo de mi experiencia personal, que es acotada y subjetiva.

        En cualquier caso, estoy en profundo desacuerdo con alguna afirmación que has hecho.

        Hasta hace algunas décadas el paradigma del esquema hipotético-deductivo no estaba en cuestión. Los científicos plantean teorías de las que se infieren determinadas predicciones.Si lo predicho concuerda con lo observado u experimentado, entonces, obtienes hipótesis fiables.

        El paradigma deja de ser exacto en el momento en el que tienes ramas enteras de la física que postulan teorías que desgraciadamente ahora mismo no pueden sustentarse dentro de un marco empírico.

        ¿Qué hacemos pues con la física de altas energías? ¿dejamos de estudiarla porque postula teorías por ahora indemostrables?

        Sugieres cosas aberrantes como por ejemplo que Peter Higgs no estuviera haciendo ciencia cuando predijo la existencia del bosón de Higgs, puesto que para demostrar su existencia nos han hecho falta varias décadas de evolución de los aceleradores de partículas.
        Lo que no estaba haciendo era demostrar su teoría, pero te aseguro que estaba haciendo ciencia.

        ¿Qué decimos de Alan Guth? puesto que la inflación no puede demostrarse decimos de él, que no está haciendo ciencia?

        Que no se quiera elevar una hipótesis a un estatus superior hasta que no se demuestre cierta, me parece sano y necesario para la ciencia. De ahí a decir que emplear tiempo y dinero en ramas de la física que por ahora no son demostrables es un desperdicio, me parece una auténtica aberración (discúlpame el término).

        En cualquier caso, al margen de lo que nos parezca a ti o a mí la teoría de cuerdas o cualquier otra teoría indemostrable de la física teórica, la realidad es la que es. No sólo hay físicos brillantes que se dediquen a ellas, sino que se dedican cantidades ingentes de dinero en su investigación.

        Saludos.

        1. Totalmente de acuerdo con lo expuesto.
          Gracias a La Teoría de Cuerdas se está creando ciencia;-se pueda o no demostrar de forma empírica su validez.Ergo: caminando se llega a la meta.

        2. Lo que ha dicho no es que Higgs no haga ciencia, si no que se están dedicando recursos a una teoría que a día hoy es ciencia ficción en el sentido más literal de la expresión. Ni existen ni existirán en un futuro cercano, ni lejano, experimentos que puedan demostrar está teoría. Se están desperdiciando recursos valiosos en investigar una teoría futil y sin aplicación práctica ni teórica. Hay un riesgo real si tratamos todas las trabas la ciencia de la misma manera de caer en algo parecido a la alquimia en la edad media.

      2. Imagina que puedas deomostrar las cuerdas y que de pronto puedas manipular sus componentes en tu proposito. Que tanto podrias lograr? Decodificar el funcionamiento del Universo te parece perder los recursos?…. EN caso de demostrar experimentalmente esta teoría hasta tu misma te verias diferente en el espejo.

  11. Muy interesante, gracias por acercar estos conocimientos a legos en la materia pero con la mente inquieta como yo. Desde mi total desconocimiento sobre las leyes físicas al leer tu artículo se me plantea una duda.

    Dices que hay 4 fuerzas que rigen el universo, de las cuales la gravedad es la más débil, ya que se observa que la gravedad queda anulada al aparece alguna otra fuerza como el electromagnetismo. Doy por hecho que estas fuerzas se han descubierto y estudiado aquí, en la tierra, un escenario en el que la gravedad siempre está presente.

    ¿Pudiera ser que existiesen más fuerzas que no conozcamos que sean más débiles que la gravedad, pero al estar siempre los observadores en un escenario en el que la gravedad siempre está presente, esta estaría anulándolas pasando así desapercibidas ante nuestros ojos?

    1. Sí, podría haber otras fuerzas que no conozcamos. Pero ni la fuerza nuclear fuerte ni la débil se miden con instrumentos de tipo resorte como se puede hacer con la gravitatoria y la electromagnética. La nuclear fuerte se postuló porque mantiene a los quarks (y por tanto a protones y neutrones) unidos en el núcleo. Si los protones y neutrones, que pueden existir separados, están fuertemente unidos formando los núcleos atómicos es porque hay una fuerza que los une. Lo mismo con los protones y electrones que se unen para formar neutrones, sin bien la fuerza es tan débil que la unión es temporal y los neutrones son inestables. Podrían existir fuerzas tan débiles que la unión entre partículas fuese de tan corta duración y tan poco probable que no hayamos podido observarlas.

  12. Aunque no he terminado de leer el artículo he leído un párrafo que me ha planteado una duda; dices tratando de la interacción débil.
    “Si esta fuerza no existiera, la ventaja es que podríamos manejar tranquilamente pedazos plutonio y uranio sin terminar letalmente irradiados… Pero, por otro lado, la existencia de estrellas no sería posible.”
    La primera parte creo que la comprendo pero la segunda no. ¿Por qué no existirían las estrella?
    Seguiré leyendo parece muy interesante. Un saludo y gracias.

  13. Impresionante articulo Jordi…!!
    Muy divulgativo.

    hay otra teoria que unifica las 4 fuerzas basada en las mates E8 y a pesar de llamarse “An Exceptionally Simple Theory of Everything” es complicada de cojones.

    Te pego aqui el link del articulo.
    http://arxiv.org/pdf/0711.0770v1.pdf

    esta teoria a diferencia de las cuerdas es capaz de predecir el spin de todos los fermiones conocidos, cosa que indica que no va muy equivocada… y que pone los pelos de punta.

    Si te animas, molaria mucho que nos la explicaras, porque de mates ando muy pero que muy pez…

    Un abrazo y sigue asi..!!

    Victor.

  14. Hola, muy interesante artículo, por ello me lanzo con mi comentario, es muy simple y tal vez no encaje en esta tertulia tan interesante pero que, de la cual, no consigo aclarar mis tantísimas inquietudes, tal vez porque lo llevo todo al campo esencial de lo que somos y me aparto casi del todo (quizás por desconocimiento, o no) de una Ciencia que todavía no acaba de acoplar a ella ese lado “mágico”-espiritual de la verdad que encierra TODO. No soy ninguna profesional en el mundo de la Física ni tampoco una entendida en esta materia, soy simplemente una mujer que se halla en una búsqueda continua sobre la verdad absoluta que nos envuelve. No soy religiosa, nada me turba ni nada nubla mi capacidad para también observar y comprender las cosas con raciocinio lógico y objetividad, sin embargo soy un ser humano muy espiritual. Ademas de esto llevo toda mi vida recopilando materia viva humana (mía y del prójimo) para escribir, soy escritora, y precisamente escribiendo es que intento plasmar todo cuanto me sucede desde niña.
    A ver, si ante tanta mente interesante que aquí hoy encuentro, alguien podría aclararme; ¿qué se sucede cuando, en mitad de la noche, “despiertas” y te hallas entre dos mundos, o entres dos planos, o entre dos dimensiones…yo qué sé? Suele sucederme desde muy pequeña…experiencias que sólo, con el paso del tiempo, he podido denominar como “viajes” a un espacio infinito en donde TODO cohabita de alguna manera mágica, en un mismo espacio-tiempo. Hallarme en mitad de la madrugada y verme en mi cama, en mi Ahora, y a la vez observando escenas variadas, lugares idílicos y maravillosos que ni siquiera sé si existen, constelaciones que me abruman y me hacen llorar de felicidad (comprobando después, en libros y enciclopedias, que muchas sí existen, otras no las he hallado en ningún libro de Astronomía), ver claramente a personas que se hallan fallecidas o que se encuentran muy lejos de mí en materia física…y recibir mensajes y percibir olores, y tocar, y sentir, y todo, absolutamente TODO, hallándome entre dos lugares al mismo tiempo. Después, de una forma mágica e incomprensible para mis sentidos, me hallo de pronto en mi Ahora, y siempre, y esto soy muy tajante al expresarlo y dar Fe de ello, me traigo conmigo alguna prueba de tal experiencia vivida. No lo sé, no sé nada, sólo doy Fe de lo que yo llevo experimentando desde niña. ¿Teoría de cuerdas, o de ondas?, en verdad qué es?
    No son sueños, no son experiencias efímeras en mi estado de semi-conciencia…son experiencias que me llevan, la mayoría de las veces, a caer en un juicio interno por descubrir qué son, qué soy, y dónde en verdad me hallo.
    Tal vez sea “raro y friqui” mi comentario…os pido disculpas si, ante mi transparencia y “demencia” (para algunos), pueda parecer algo fantasiosa mi pregunta-comentario. Un saludo.

  15. Puras mentiras, las cuatro fuerzas fundamentales son el agua, la tierra, el fuego y el agua. Hace muchos años las naciones vivian en armonia pero todo cambio cuando la nacion del fuego ataco.Solo el Avatar maestro de los cuatro elementos podía detenerlos, pero cuando el mundo más lo necesitaba…. desapareció…Despues de cien años mi hermano y yo encontramos al nuevo Avatar, un maestro Aire llamado Aang, aunque sus habilidades para controlar el aire eran grandiosas tenia mucho que aprender antes de salvar al mundo y yo creo que Aang podra salvarnos

  16. Increíble articulo!! Muy muy bien explicado y sintetizado, excelente. Felicito al divulgador. Gracias Jordi!. Hacía un tiempo que no leía sobre el tema y me lo he pasado en grande con el articulo ;-).

    un pequeño apunte sobre la prosa del articulo para que lo corrijas cuando quieras: he encontrado algún lapsus de esos que a todos nos pasa al escribir:

    – “La gravedad es la que da moldea el universo a gran escala,….”
    el “da” sobra, seguramente fue un cruce mental de expresiones: es la “que da forma al universo a gran escala” con “es la que moldea el universo…”

    – “…se desarrollaron diferentes ramas de la física basadas en distintas suposiciones sobre la naturaleza su naturaleza.” creo que ahí falta un “de”, “sobre la naturaleza de su naturaleza”.

  17. Buenas tardes. Me ha gustado mucho la entrada, y aunque me cuesta entender algunas cosas debido a que no tengo formación en física, sino la que te proporcionan en el instituto, me atrevo desde mi ignorancia a hacer una “hipótesis” ( no sé si llamarlo así) acerca de la existencia de la materia. Sí quizá suene extremo, pero si según la teoría de cuerdas, las partículas que forman los átomos son formadas por “cuerdas” que vibran y según la vibración configuran una partícula u otra, y dependiendo de las partículas que conformen ese átomo se genera un elemento químico u otro, y dependiendo de la combinación de elementos químicos, tenemos un tipo de materia u otro… ( ay, que me asfixio, voy a respirar…. ya) no se podría decir, que lo que diferencia un elemento de otro, una materia de otra (me refiero a la materia que tocamos y vemos) es meramente información, es decir, si en lo mas profundo de sus partículas elementales, las cuerdas vibran de una forma u otra configurando un elemento u otro, con lo que si todo lo que nos rodea no es otra cosa que diferenciales de información combinados de diferentes maneras, podríamos decir que todo lo que nos rodea, el universo en sí, es un enorme programa informático, es decir información pura y dura. Cuando bebemos agua, no hacemos otra cosa que introducir información en nuestro sistema, cuando comemos, respiramos, etc, la información adecuada para que nuestro sistema siga adelante…. Ahí lo dejo…. no me lo mejores….. igualamelo… jajjajajja. Un abrazo.

    1. Hay experimentos en la f{isica cu{antica por medio de los cuales se ha demostrado que algunas part{iculas responden seg{un la funci{on del observador, de una consciencia, por decirlo as{i. Como enuncia el principio de Heisenberg, acerca de la, hasta ahora, imposibilidad de medir el momento y la posici{on de una part{icula, esto sugiere que una onda, la cual no transporta masa sino energ{ia, puede revelarse en part{icula o viceversa dependiendo de la consciencia que lo observa. Esto ha sido demostrado en laboratorios una y otra vez con mol{eculas de fullerano. El mismo Heisenberg, dijo de los {atomos que son posibilidades, no hechos, por lo que tu idea de la informaci{on, en lo personal no me parece descabellada. Penrose, cient{ifico que estudia el cerebro, ha insinuado que el cerebro es un codificador, un cable y no una fuente, es decir, siendo yo un absoluto diletante en todo, experto en nada, pero puede que nosotros mismos determinemos con nuestro cerebro ciertos matices de la realidad, que el lenguaje mismo sirva para delimitar la materia en lo que se espera que sea a priori, puede que lo que queremos encontrar siempre ser{a encontrado, no en vano cada teor{ia tiene sus 5 minutos de fama para luego perecer o formar parte de otra teor{ia m{as ambiciosa, como hacen los protones y electrones.

  18. La información es en su último término energía (no materia). Cuando bebemos agua simplemente estamos incorporando material para nuestro cuerpo, pero cuando comemos, además de material estamos introduciendo energía. Si no introdujéramos energía en nuestro cuerpo, además de no poder movernos, este tendería al estado de máxima entropía, que no es otro que la descomposición de nuestro cuerpo en los componentes más estables (oxígeno molecular, dióxido de carbono, etc). La energía permite estructurar esos componentes para formar un cuerpo humano, por ejemplo, para mantener estable la información que contiene el adn, para transferir esta información y hacer proteínas, duplicar las células y construir estructuras, etc.

  19. Habrá que esperar unos cuantos años hasta que la tecnología avance lo suficiente, sobra todo las 2 más importantes para demostrar esta teoría o dejar claro que era un pensamiento erróneo, que son la óptica y el colisionador de partículas, una vez que se tenga el avance suficiente todo saldrá a la luz pero para ello debemos aportar todos nuestro granito de arena, yo estoy a favor de esta teoría y no solo porque me guste Sheldon Cooper xD si no porque me encanta la idea y es factible que sea cierta.

  20. En muchos sitios web siempre me encontraba con una mención a esta teoría, pero nunca entraban en detalles, pero hoy me enxuentro con esta entrada y quede fascinado y deprimido a la vez xD creia que era una teoría sólida pero al final se queda en palabras, aunque te agradezco por darme luz en la oscuridad donde me encontraba xD

  21. ¡Felicidades! Tienes una forma muy didáctica de explicar las cosas… He conseguido hacerme una idea general (muy, muy, muy general) y eso que soy de Letras (mixtas, eso sí) 😛

  22. Jordi tengo una duda. ¿Qué sentido tiene buscarle una partícula como el gravitrón a la gravedad si del concepto actual de gravedad se infiere que no es fuerza, si no una deformación que provoca la propia masa sobre el tejido del espacio-tiempo?

  23. Muy buena entrada! Mencionar que el origen de esta teoría se remonta a 1968 cuando el físico Gabrielle Veneziano descubrió que las ecuaciones de Euler, con 200 años de antigüedad, describían la interacción nuclear fuerte.

  24. Definitivamente el trasfondo filosófico y religioso que implica demostrar la teoría de cuerdas es mas importante que la teoría en si. Me explico, sería un gran triunfo de la ciencia sobre la religión. Decodificar el funcionamiento del universo y mejor aun poder decodificarlo traería infinitas deducciones del porque de las cosas y muchas de las cosas en que sustentamos nuestra fé quedarían expuestas.

    En cuanto a que si vale la pena invertir en esto recursos, por supuesto que si, la ciencia no debe tener limites y todo descubrimiento debe ser valido.

    En ciencia? claro que si, todo este debate es ciencia de por si.

    Pero definitivamente hay que tener la mente abierta y ser objetivos en las implicaciones de esta teoría.

    Saludos

  25. Simple y llanamente… alucinante, alucinante la teoría y alucinante la forma de explicarlo. Yo personalmente quiero pensar que la Teoría de Cuerdas es cierta y que merece la pena la inversión porque aunque es posible que no sea cierta… ¡y si sí que lo es!.
    Gracias Jordi, un saludo.

  26. Coincido contigo en que si esta teoría ha alcanzado la consideración que hoy tiene, es gracias a la elegancia con la que explica nuestro Universo, una elegancia, que por otro lado, roza la fantasía.
    También es cierto que cerrarnos a ella por el hecho de que suponga una revolución de conceptos, en muchas ocasiones, despiadados, es pecar de ingenuos. Aunque si soy sincero considero que hay mayor elegancia en una descripción simple sin implicaciones tan filosóficas. Como dijo Newton: “Platón es mi amigo, Aristóteles es mi amigo, pero mi mejor amiga es la verdad”.
    https://vdimension.org/

  27. Vuelvo a leer con placer este artículo, aunque siempre me surge la misma duda. Se dice que la gravedad no es una fuerza, sino una distorsión del espacio provocada por la masa de un objeto. Y sin embargo se continúa buscando al gravitón, la partícula que provoca la “fuerza” de la gravedad.

  28. Los científicos no entendían al principio la teoría de la relatividad de Einstein, eso no quería decir que el se equivocara, llegara el momento en que se puedan detalle bases de la teoría de las cuerdas, y como por el momento no es así , muchos se avientan a decir que es una farsa, o mas bien la mayoría, pero que el universo se expanda, y aunque nadie lo note en realidad pasa, probablemente, necesita hacerlo para dividirse y crear un nuevo universo paralelo, como burbujas de jabón que es otro de los puntos de la teoría de las cuerdas que no mencionaste, la ligerisima aceleración del tiempo es un fenómeno perceptible a no tan corto plazo, pero es perceptible, esto también representa la teoría de las cuerdas, pero con una explicación a medías, haces pensar a los demás que probablemente no es verdad. Por otro lado esta claro que solo podemos percibir un universo tridimensional porque somos seres de tres dimensiones, ademas nuestra consciencia es universal, por lo que no percibir las otras dimensiones propuestas por la teoría de la cuerdas, es factible, al igual que no percibimos otros universos paralelos, sin embargo seguramente llegara el momento en que se pueda comprobar su veracidad y puedan darse los viajes ínter universales, mal llamados viajes en el tiempo. Lo que además hace absurda supocisiones como la paradoja del abuelo, pero ese s ya otro tema.

  29. Me ha gustado mucho leer algo tan interesante y complejo, pero explicado de forma tal que todos podamos entenderlo. Lo tengo más claro, aunque hay algo que se dice relacionado con la teoría de cuerdas, el multiverso, que me hubiese gustado ver explicado. ¿Podría ser posible que este mundo esté replicado en distintos espacio tiempo con todo lo que contiene? E imaginando mucho más, e ignorando el innato escepticismo o sensación de poseer una inteligencia superior a los crédulos (imprescindible para contestar), ¿Podría eso dar un sentido racional a la videncia entendiéndola como la capacidad de algunos de ver acontecimientos de esas otras dimensiones?.

  30. A los partidarios de la fábula… perdón, teoría de cuerdas hay que decirles como a aquel personaje de la fábula: “Aquí es Rodas salta aquí”!!! (“hic Rodhus, hic salta”). Qué perdida de tiempo y de recursos pero los físicos de cuerdas están felices porque los medios de EEUU utilizan esa “teoría” para especular en programas pseudo científicos y embelesar a incautos!!!

  31. “Estas diminutas dimensiones extra están dobladas sobre sí mismas y que las cuerdas están “pegadas” a ellas, de manera que la geometría de estas dimensiones determinaría los modos de vibración de cada cuerda” No entiendo muy bien el final de este “postulado”. Si alguien sería tan amable de responderme, me haría muy feliz. Gracias

  32. pero si pudieramos ver a traves de algun microscopio hipotetico que no existe aun, diferentes tipos de particulas como leptones bosones o fermiones, acaso todos no serian mas que diminutas bolitas de masa exactamente iguales o cual seria la diferencia entre una bolita que seria un electron y otra bolita que seria un proton, que hace que las dos siendo bolitas diminutas se comporten diferente, esa es una de las cosas que intenta explicar la teoria de cuerdas al no verlas como bolitas (particulas) si no como filamentos a los que diferentes tipos de vibracion confiere diferente propiedades a la materia, por eso es lamentable que no se pueda demostrar en nuestro tiempo, depronto en unos 350 años en el futuro habla alguna prueba de que esto es así, solo es darle tiempo al tiempo. carl sagan lamentaba que su muerte le impidiera ver como se comprobaban a los largo del tiempo tantas teorías.

  33. Señor, he leído su artículo y me animó a leer sus libros; tengo que entregar un trabajo en Metodología de la Investigación, ¿Me permite usar su trabajo como fuente y principal idea?, necesito su aprobación (por fines morales), le citaré y referenciaré, pero adoptaré algunas de sus posturas como mías, prometo no ahondar mas en el tema y que sólo sea un proyecto, ‘Qué dice?

Deja un comentario